DEONTOLOGÍA JURÍDICA. ÉTICA DEL ABOGADO Y DEL SERVIDOR PÚBLICO

Autor:
Bernardo Pérez Fernández del Castillo
Edición:
1ra. edición 1997; 15a. edición 2008
Editorial:
Porrúa

 

La aplicación de las normas deontológicas es indispensable en el quehacer cotidiano del ser humano,pero sobre todo, en aquellos que desarrolla el jurista. Si bien es cierto que éste ejerce una profesión humanista con altos valores éticos como la justicia, la equidad, la lealtad, la verdad y la seguridad jurídica, es común que a su respecto se escuchen, de entre la vox populi, frases tan conocidas y lapidarias como: ?Entre abogados te veas?, ?Dios libre a esta casa de abogados?, ?Ojalá nunca tenga que caer en manos de un abogado?, ?Mi abogado se vendió a la otra parte?, ?Abogángster?, y muchas otras similares. Es claro que las más de las veces estas expresiones son injustas, pues ciertos pseudoprofesionales del derecho, denominados con bien ganado sarcasmo ?leguleyos?, ?picapleitos?, ?coyotes?, ?simuladores?, ?tinterillos?, etcétera., se ostentan como abogados sin serlo y han desprestigiado esta noble actividad.

Por las razones señaladas es importante fomentar y poner en práctica las normas deontológicas en cualquier ámbito social y darlas a conocer en el medio en que nos desenvolvamos, de manera especial entre estudiantes y profesionales del derecho, a fin de que esos valores dejen de ser letra muerta y se conviertan en una exigencia, tal como lo demandan los tiempos y la sociedad actuales.

En el presente trabajo se estudia la deontología jurídica, es decir, los deberes éticos y jurídicos del abogado y del servidor público.

Otros libros